Berlín prohibe a airBNB y amenaza con fuertes multas

A partir de hoy, 2 de Mayo de 2016, el ayuntamiento de la ciudad de Berlín prohibirá el alquiler de pisos en la famosa plataforma airBNB y otras similares tal como Wimdu o 9Flats. La medida pretende frenar el efecto inflacionario en el mercado de alquiler destinado a los ciudadanos, que se ven afectados con incrementos de precios brutales y así son forzados a buscar alternativas más baratas, muchas veces en las afueras de la ciudad, efecto también conocido como gentrificación.

Pero la medida se aplica apenas al alquiler de piso entero, o sea, el que quiere alquilar apenas una o dos habitaciones en un piso dónde reside habitualmente puede seguir haciéndolo. No desaparece de todo el airBNB en Berlín, pero sí que se reduce la oferta.

alojamiento-alternativo1

En cuanto a las penalizaciones, las multas para quién no obedezca a la nueva imposición legal del ayuntamiento de Berlin pueden llegar a €100.000. Eso es… CIEN MIL EUROS!!! Esta nueva “joya jurídica” tiene por nombre Zweckentfremdungsverbot… Por si os interesa saber alguna cosa más. 😛

El responsable del desarrollo urbano de Berlín, Andreas Geise, defiende incluso que esta medida se hacía ya más que necesaria debido a la escasez de casas para alquilar a largo plazo en la ciudad. Y argumenta que se encuentra absolutamente determinado a devolver los pisos mal apropriados a los ciudadanos actuales y que vengan para instalarse de vuelta en la ciudad.

Los precios medios para el alquiler un piso en Berlín se encuentran en niveles más bajos en comparación con otras capitales europeas, tal como París, Londres o Amsterdam.

Y ahora, ¿qué ocurrirá en Berlín? ¿Volverán los precios a caer? ¿Y en otras ciudades del mundo las cuales también amenazan cerrar las atividades de airBNB? En España comienzan a darse los primeros conflictos entre aquellos que apoyan la plataforma y otros que están en contra, tal como se puede leer en el artículo “El ‘efecto Airbnb’ en el vecindario” publicado en El País en Diciembre de 2015.

Vamos a seguir atentamente la evolución de este proceso pues a nosotros, los nómadas digitales, nos impacta directamente. Vivir viajando no te permite alquilar pisos para larga temporada. En nuestro caso, por regla general, nos quedamos en nuestros destinos apenas unos meses (aunque esto depende de cada persona), pero aún así, este cambio legal tendría un fuerte efecto en nuestra forma de encontrar alojamiento por el mundo.

¿Alguien se anima a buscar alternativas?

Deja un comentario

Únete a la comunidad de nómadas digitales de DNomad.Club