¿Cuánta vida te está costando tu sueldo?

Ya lo dijo Felipe Ganash: tu sueldo podría costarte la vida. Cuando me preguntan cuánto cobro yo les respondo…¿Y tú, cuánto vives? A ti que vives preocupado por el trabajo, a ti que solo te preocupa el dinero, a ti que te has olvidado de ti… quiero decirte algo: SE TE ESCAPA LA VIDA.

Al contrario de aquellos que organizan su vida pensando que nunca van a morir, yo me planteo mi estancia en la Tierra como finita.

Debido a mis insaciables ganas de libertad adopté por bandera la llamada ‘economía de la felicidad’ y escogí ser freelance o lo que es lo mismo…trabajar de forma remota. Siempre pensé que de esa manera me desligaría de las cadenas de un trabajo tradicional y jamás dos días serían iguales.

Pero para una mente inquieta la rutina acaba llegando… Cuando has dejado de aprender, cuando repites cada día la misma tarea, cuando te despiertas por la mañana y sólo pensar que tienes que trabajar te roba toda la energía… entonces necesitas un cambio.

¿Te ocurre lo mismo?

Existen dos premisas que me han acompañado toda la vida y bajo las cuales actúo. Una es “Si un día te despiertas y algo de tu vida no te gusta. Cámbialo”. La otra es “Sé coherente contigo mismo”. Así que bajo estos mandamientos me enfrenté al giro laboral que necesitaba…  el cual quiero compartirte:

El verano 2015 supuso para mí la etapa de florecimiento que necesitaba. Encontré un trabajo freelance como escritora en un periódico digital –Es.Express.live– y de repente mi vida cambió, estaba super feliz! No me lo podía creer…Había encontrado la fórmula perfecta para hacer lo que yo andaba buscando: TRAVIAJAR. Por fin todos mis ingresos provenían de una sola fuente: Internet. ¿Y qué significaba eso? Significaba SER LIBRE o lo que es lo mismo: poder viajar indefinidamente. Se acabaron todos los estigmas que rodean al viaje… ‘Para viajar hay que ahorrar, Para viajar hay que pedir vacaciones, ‘Para viajar hay que…‘ SE ACABÓ: Para viajar hay que irse. Y eso hice, me fui a Tailandia dos meses y con 0 ahorros. Vivía de las ganancias semanales que me generaba escribir para Express y sólo tenía que preocuparme de una cosa: tener Wi-Fi. Pero en un mundo en el que cada vez es más común el trabajo 3.0 eso no fue problema… El problema vino después pues volví de Tailandia y continuaba haciendo lo mismo pero esta vez desde mi casa. Casi 800 artículos escritos y una rutina diaria totalmente predecible… Despertar, leer los periódicos, encontrar noticias interesantes, escribir siguiendo las pautas previamente establecidas…Lo que es un trabajo mental se estaba convirtiendo en un trabajo mecánico. Es decir, justo aquello de lo que yo huía al principio….

nómada digital

Hasta que me sinceré y hablé con Dominique. ‘¿Quién es ese? – Mi jefe‘. No me gusta llamarlo de tal manera porque siento que llamar a alguien de tal modo es darle poderes sobre ti, como si fuera tu dueño. Es más, ninguno deberíamos tener ‘jefes’ sino personas que nos pagan.

Me paga un emprendedor belga asentado en Miami al que súper admiro por su personalidad extraordinaria. Él también es un nómada digital del cual aprendo muchísimo de la vida y de los negocios…Alguien que llegó a mi vida en el momento justo porque como una vez me dijeron:

‘Sólo cuando el discípulo está preparado llega el maestro’ - si te gusta, ¡compártelo!    

Powered by Vcgs-Toolbox

Pero para aprender del maestro debes tratarlo no como a ‘un ser superior’ sino como a un ser humano . Es así cuando consigues despertar la empatía que necesitas para que no te vean como a un número más sino como ‘la persona a la que le paga’.

cristina2

Porqué deberías tratar a ‘la persona que te paga’ como a un amigo

  • Si quieres tener éxito…rodéate con gente mejor que tú. Uno de los males del mundo es la envidia… esa enfermedad que está en las mentes de compañeros, amigos e incluso familiares. Tendemos a rodearnos de aquel que es menos guapo, menos inteligente o menos exitoso de nosotros. No vaya a ser que nos haga sombra…Pero pocos se dan cuenta del poder de cambiar esa envidia por admiración pues somos el fruto de las cinco personas con las que tenemos más contacto.
  • Si quieres tener éxito…rodéate con gente con la misma misión que tu. Quizá la empresa para la que trabajas se asemeja mucho a aquello que te gustaría emprender algún día. Si es así, aprovecha y empápate de todo lo que puedas aprender de ‘la persona que te paga’, pues recuerda que un día esa persona era como tú y también necesitó rodearse de gente con su misma misión.
  • Si quieres tener éxito…rodéate con gente que quiere verte ganar: El lobo debe andar con su manada, asegúrate de rodearte de aquellos que se alegrarán de tu triunfo.

En mi caso, no tuve miedo en decirle lo que me gustaba del trabajo y lo que no, lo que me gustaría que cambiara y lo que me gustaría que permaneciera… así como tampoco dude en decirle de qué forma yo sería más productiva o de qué forma su negocio funcionaría mejor. 

¿Quieres saber qué conseguí al ser honesta? Conseguí que me conociera mejor, conseguí recuperar mi motivación y conseguí romper la rutina: Voy a viajar a Lisboa para asistir al evento que organiza Dnomad.Club para escribir en el periódico todo lo que ocurra.  Siiiiiiiiiiiiiiiiiiiii ? ! (Me sale hasta confeti por las orejas)

¿Se puede ser más feliz?

Sí, me pagan por viajar y contar. Lo que siempre quise ? Ahora bendigo aquel momento en que me lancé a decir todo lo que pasaba por mi cabeza… ¡Por eso quiero que tú lo hagas !

Porque cuando una persona es coherente consigo mismo y tiene fe en que lo mejor de la vida le pertenece… suceden cosas mágicas. Y es que no olvidemos que una empresa está formada por PERSONAS  (que pagan y a las que les pagan).

Ahora te toca a tiAbandona el miedo a exponer los pensamientos…Quizá te sorprendes con lo que te responde la vida !

Recordar que se te escapa la vida es la mejor forma de no conformarse con la infelicidad laboral - si te gusta, ¡compártelo!    

Powered by Vcgs-Toolbox

Cristina García
Una vida extraordinaria

Deja un comentario

Únete a la comunidad de nómadas digitales de DNomad.Club