Ilustradora deja Londres para ser nómada digital

Estando en Berlin conocimos a una ilustradora que nos contó cómo su vida se había convertido en una aventura continua. Cada vez hay más gente que se une al estilo de vida nómada. Parece increíble lo rápido que está difundiéndose esta nueva realidad e integrándose en diferentes tipos de personas.

Sara Gelfgren es una ilustradora sueca que llevaba diez años trabajando en Londres pero sentía que necesitaba un cambio, no en su profesión como ilustradora sino en su estilo de vida. El coste de vida era muy alto, el clima no muy agradable y el ritmo de vida era demasiado rápido para ella. Era el momento de viajar y comprender otra realidad diferente.

Conocer otras ciudades le apasionaba pero…¿cómo sería vivir en ellas el tiempo suficiente como para formar parte de ellas?. Creo su proyecto Illustratour  y su plan es viajar durante seis meses por seis ciudades diferentes mientras trabaja como ilustradora en su propio proyecto: Barcelona, Taghazout, Hong Kong, Ubud, Berlin y Lisboa.

ilustradora2

¿Y cómo empezó todo para esta ilustradora?

La primera vez que oyó hablar sobre la forma de vida nómada fue en 2014 en una charla dónde se promocionaban páginas web que se dedicaban a inspirar y aconsejar a nómadas digitales. Dedicó semanas a la búsqueda de personas que soñaban o habían tenido un sueño similar, contactó con ellas y decidió que ese era el momento de probar una forma de vida diferente. Si salía mal siempre podía volver a trabajar como ilustradora y si salía bien sería inmensamente gratificante.

Ha pasado un mes en Berlin, otro en Lisboa, en Barcelona y ya se encuentra en su cuarto destino, Marruecos. Y aunque es aún pronto para evaluar la experiencia, siente que todo han sido ventajas: está explorando lugares nuevos viviendo en ellos (no es lo mismo tocar una manzana que morderla), teniendo acceso a ciudades con mucho más bajo coste de vida que Londres aumentando así su calidad de vida, conociendo a gente muy inspiradora (una vez que comienzas a moverte en un determinado medio todos empiezan a encontrarse) y sobre todo, tiene la permanente sensación de que no existen los horarios, que desaparecen las reglas y que puedes trabajar durante las horas que necesites y disfrutar de contextos diferentes a diario, es la sensación de vivir en vacaciones continuas.

ilustradora3

Para ella está siendo muy importante encontrar un lugar fijo en el que trabajar como ilustradora y establecer “tu oficina”. Separar tu casa de tu espacio de trabajo es esencial para no perder tiempo, lograr mayor concentración, diferenciar el tiempo privado del tiempo de trabajo e integrarte con personas que tienen formas de pensar similares a las tuyas.

ilustradora4

“Esta maravillosa decisión está cambiando mi perspectiva sobre la forma de encarar los cambios y aceptarlos en beneficio propio. Te das cuenta de la dimensión real de lo que haces y marcas tus prioridades. El buen tiempo, la buena comida, el buen precio de la vivienda y la comunidad de trabajo son ahora marcas imprescindibles para mis próximos viajes.”

 

Después de esta inspiradora historia,
¿quién se anima a vivir la vida que realmente le apasiona vivir? 

Deja un comentario

Únete a la comunidad de nómadas digitales de DNomad.Club