Sigue a un Nómada Digital en Asia

Hola, soy Diego Morodo, fotógrafo, videógrafo y emprendedor, y hoy comienza mi periplo con DNomad Club, un portal al que me uno como colaborador para poder compartir con vosotros y vosotras las vivencias, consejos y experiencias de un Nómada Digital viviendo en Asia.

Pero empecemos desde el principio, quién soy y por qué estoy aquí

diegomorodo, un nómada digital en asia

Durante muchos años, casi desde que puedo acordarme,  he soñado con poder viajar alrededor del mundo, experimentar otras culturas, aprender de ellas y saber cómo sería vivir en otros países. No voy a engañarme a mí mismo, ya que he tenido siempre mucha suerte de poder viajar por muchos lugares con mi familia, pero para mi siempre había un problema, el volver a casa. Cada vez que entraba por la carretera, o aterrizaba en avión en la comunidad de Madrid, donde he vivido casi toda mi vida, tenía un pequeño nudo en el estómago, el nudo de saber que vuelves a la normalidad, a lo común, con lo bueno y con lo malo, a casa.  

Durante muchos años trabajé en lo que pensaba que era mi sueño, el snowboard, el skateboard, el surf y demás deportes de acción siempre fueron mis pasiones, y acabé por convertirlos en mi profesión. Durante 3 años trabajé de representante de 25 marcas del mundillo de los deportes de acción, trabajo que implicaba no solo mucha labor de venta, pero también mucha labor de Marketing y Social Media. Al ser freelance, tenia la oportunidad de trabajar desde donde yo quisiera, aunque jamás se me pasó por la cabeza ir a otro lugar que no fuera mi casa, donde al final estaba más cómodo. Durante esta época también creé el grupo de Madrid Longboard Crew junto con dos amigos, una comunidad de más de 6000 personas con la que organizábamos eventos y quedadas multitudinarias, si te gusta el longboard, seguro que lo conoces.

 

Al llegar la famosa crisis a España sobre el año 2011, las cosas empezaron a ir mal, la gente consumía menos y eso significaba menos dinero a final de mes, con las tasas abusivas de autónomos que hay en España las cosas se ponían cada vez mas complicadas y el ahogamiento comenzaba a sentirse real, y ahí es cuando comenzó todo. De un momento a otro estaba enfrentado con la pregunta si debía aumentar mi carga de trabajo, jugándomela a expandir mi negocio, o si debía jugármela de igual manera, dejarlo todo y emprender el viaje con el que había soñado toda mi vida.

Su billete ha sido comprado con éxito

Diegomorodo,comienzo de la vida del nómada digital

Las palabras más felices y más aterradoras que había leído hasta entonces, y es que independientemente de lo que nadie os pueda decir, todo comienza con un momento de locura, para mí fue el comprar un billete de avión, un viaje de ida a Bombay, India.  Los momentos que siguieron no fueron menos aterradores, tuve que llamar a todos mis clientes y mis empleadores y comunicarles la noticia, “En 3 meses me voy de España, lo siento”.

Un 4 de Octubre de 2011 embarqué hacia India, y durante 6 meses estuve viajando con mi mochila, mi cámara de fotos, y un pequeño ordenador que había conseguido para poder narrar mis historias a través de India, Sri Lanka, Tailandia, Laos y Vietnam. Comencé mi blog de viajes “One Way Ticket” para poder compartir con familia y amigos mis vivencias, y durante ese tiempo me sentí lo más libre que me he sentido nunca. Comencé a intuir que ese era el modelo de vida que quería para mi, pero mis nulos conocimientos sobre el tema no me dejaban visionar cómo hacerlo posible.

Adelantamos 6 meses, a un 12 de Abril de 2012, en las montañas del norte de Vietnam

diegomorodo nómada digital en asia,accidente de moto en vietnam,

Tras 4 horas de camino en motocicleta junto a otros 3 viajeros que había conocido en Hanoi, llegaba el final de mi viaje en forma de camión. Pero esta historia os la contaré en el futuro con todo lujo de detalles, cuando os explique la importancia de tener un buen seguro de viaje, creedme, si os gusta lo extremo, esta historia os va a encantar.

 

Me vi obligado a volver a casa para recuperarme de mi accidente y con ello replantearme toda mi vida. Era imposible volver al trabajo que había estado haciendo antes de irme, había vendido casi todas las cosas que tenía para poder costear mi viaje, tuve que volver a casa de mis padres, quienes se preocuparon por cuidarme y ayudarme todo lo que pudieron, pero no pude evitar sentirme completamente atrapado, agobiado y ahogado por las circunstancias. Pero como no hay mal que por bien no venga, tuve la suerte de comenzar una relación con la que hoy es mi novia.

La vida en España no me lo iba a poner fácil, al poder recuperarme y caminar de nuevo comencé a trabajar. Teniendo 4, y a veces 5, trabajos al mismo tiempo, no conseguía ganar ni 600 euros. Mi compañera estaba en la misma situación que yo, cambiando puesto de becaria por prácticas y viceversa. Y de nuevo con el año 2014 empezando, decidimos ponernos en marcha, con un billete de ida, esta vez a Tailandia.

Comienzo de la vida del Nómada Digital

Comenzar en Asia no fue demasiado fácil, sabíamos que nuestra meta no era viajar sin parar, ya que necesitábamos conseguir una fuente de ingresos.  No obstante la ciudad de Chiang Mai, en el norte de Tailandia nos acogió de maravilla, durante los primeros meses estuve de voluntario en una organización de fotografía documental llamada Documentary Arts Asia, donde pude conocer a otros fotógrafos y videógrafos, pero a los 3 meses tuve que comenzar a buscar trabajo.

Por un golpe de suerte, y gracias a mis horas perdidas en Facebook, conseguí un trabajo como Director de Marketing en una empresa de viajes, donde estuve refinando mis conocimientos de Marketing Online, SEO, Desarrollo Web, y Social Media, y donde también tuve la oportunidad de ahorrar mucho dinero, ya que la vida en Chiang Mai era baratísima, si, también os contaré más adelante mis secretos para vivir con 300 euros al mes!

 

Durante aquel tiempo, mi oficina estaba donde me llevara mi ordenador, desde el salón de mi casa, a cafeterías y espacios de co-working, donde entré en contacto con la comunidad de nómadas digitales, en su gran mayoría americanos y europeos que utilizan Chiang Mai como una de sus bases. Conociendo más sobre este estilo de vida y cómo lo hacía el resto comenzó a invadirme la sensación de que no era todo tan difícil como parecía, que mucha gente estaba llevando este estilo de vida y a la mayoría parecía irles bastante bien. Todos estaban impulsando o trabajando en proyectos bastante interesantes, y siendo dueños de su vida, con lo bueno y lo malo.

Por circunstancias de la vida,  15 meses después de comenzar el trabajo, y tras haberme mudado a Penang en el norte de Malasia, me vi de nuevo sin trabajo,  el dueño de la compañía de viajes para la que trabajaba decidió cambiar de estilo de vida y decidió que la empresa tomara un rumbo distinto también. Por mi parte llevaba ya un tiempo pensando en tomar mi propio camino y esto parecía el empujón necesario para comenzar mi propio camino.

Dónde estoy ahora, y qué es lo que hago

diegomorodo, nómada digital en asia

El quedarme sin trabajo no fue una buena noticia, pero tampoco fue una mala. Como os decía, necesitaba ese empujón que a todos nos viene tan bien,  y ese empujón que te saca de tu zona de confort a veces viene en forma de billete de avión, a veces viene en forma de despido, de accidente, o simplemente de un momento de locura provocado por el “no puedo más.”

Motivado por escuchar a otros profesionales del mundo de la emprendeduría moderna como Pat Flynn, Tom Ferriss, Dan Andrews e Ian Schoen, (gente que si no conocéis hasta ahora, deberíais comenzar a descubrir) me sentía con fuerzas de comenzar mi propio camino. Decidí buscar mi nicho, aquello que me encantaba, que conocía desde dentro, algo que siempre me había apasionado e intentar hacer algo con ello, y ahí es donde estoy ahora. En un momento interesantísimo de mi vida intentando lanzar mi carrera sin ataduras a nadie más que a mi mismo.

Nos mudamos de Chiang Mai a Penang, en el norte de Malasia, y como no nos encantó, poco después nos fuimos a Bali, donde podemos disfrutar del mar y surfear todos los días, aparte de ser más productivos con nuestros trabajos, y esta libertad de movimiento es uno de los grandes beneficios de la vida del Nómada Digital.

En el terreno profesional, tomé las riendas de mi carrera fotográfica y videográfica y me puse manos a la obra,  en breve lanzaré mi nueva web donde poco a poco subiré mi trabajo de fotografía y video así como noticias que me acontecen en mi día a día, encontré el nicho que buscaba y que tanto me encantaba bajo Offcyclers, una nueva plataforma para el reciclaje creativo, o Upcycling de calidad ( si, es un nicho muy nicho, pero me encanta) que pronto verá la luz , y me junté con otras dos mentes privilegiadas del mundo de las Apps para lanzar CNXION, un proyecto que me ilusiona cada día más y del cual escuchareis hablar más y más en el futuro. 

Sin duda hay mucho por hacer, y más por compartir, así que os animo a seguir a Dnomad.Club regularmente y venir a echar un vistazo a las cosas que os vamos contando.

Diego Morodo

Únete a la comunidad de nómadas digitales de DNomad.Club